BIENVENIDOS A


Click here for Myspace Layouts

19/9/12

Fue un 19 de septiembre de 1985

Hoy hace 27 años hubo un terremoto en México que afectó tanto a Cd. Guzmán en Jalisco como a la Cd. de México....y entre los mas de 10,000 muertos que hubo (según el gobierno, fueron casi 7 000 muertos, ahá), estuvo una joven promesa que empezaba a despegar en la escena musical del rock mexicano de principio de los ochenta, y a quien hoy día se le conoce como al 'Profeta del Nopal': Rockdrigo González autor de un tema que el Tri hiciera famoso unos meses antes del terremoto del '85 en su LP "El Tri, Simplemente": 'El metro Balderas' en donde varios años después, se le hiciera una estatua en la memoria de Rockdrigo. Saludos: GZ

Pd: Agradezco a Humberto Cantú por la foto donde está junto a la estatua dedicada a Rockdrigo González, dentro de la estación del Metro Balderas....



14/9/12

México Independiente, 202 años después

Han pasado 202 años desde que México iniciara la guerra de independencia de España. Les dejo este pequeño video, con el pianista Lalo Toral, interpretando el Himno Nacional  Mexicano tal cual de la partitura original compuesta por Jaime Nunó.

Para los que no lo sepan, Lalo Toral es el pianista de El Tri hoy dia, pero se inició con el grupo de rock Los Sparks, luego por Los Rippers, Los Locos del Ritmo, y Los Yaki, y fue productor del primer LP de los Three Soul on my Mind en 1970....y siempre ha estado en el rocanrol nacional y es un excelente músico y persona.

Saludos y ¡Viva México!


12/9/12

Avándaro - 41 años después

lo importante era llegar...
Aprovechando que se celebró el 41º aniversario del Festival de Avándaro, les dejo este texto, cortesía de Lalo Toral, ex tecladista de Los Locos del Ritmo y actual tecladista de El Tri.....saludos y que viva el rock: GZ

Con motivo del aniversario XVI del Festival de Avándaro, Valle de Bravo, quisiera presentarles un resumen del capítulo “Avándaro” de mi libro “La historia del r&r por Lalo Toral”.

AVANDARO


Como cada año a los “Supervivientes de Avándaro” nos visitan diferentes medios que investigan la verdad del Festival de Avándaro, año con año nos hacen las mismas preguntas. 

A los de T.V. Azteca, quienes se interesan en buscar esta verdad para el programa “La historia detrás del mito” les concedí una entrevista y aprovechando los reté a que balconearan a la prensa amarillista que mató al r&r en México, convirtiendo un nirvana concierto de r&r en una nota roja narco-satánica.

Septiembre 11, 1971 – Avándaro, Valle de Bravo

Es importante para entender el “fenómeno Avándaro” primero dar a conocer ciertos datos anteriores al concierto o sea pre-Avándaro.

La prohibición del rock & roll:

Alrededor del año 1965, siendo yo el pianista de “Los Locos del Ritmo” el gobierno impuso la prohibición del r&r. Un veto del presidente díaz ordaz con su regente capitalino Uruchurtu. 

Antes de esta prohibición existió un gran auge del rock en español. Los cafés cantantes de rock proliferaban por toda la ciudad de México, el rock se escuchaba en la radio noche y día. Todo esto fue censurado, miles  de rockanroleros se quedaron sin trabajo, México sin r&r.

Las compañías disqueras no podían grabar mas r&r, no mas t.v. y radio.

Había durado ya tres o cuatro años esta prohibición cuando nace el rock subterráneo en los antros clandestinos llamados “hoyos funkies” donde los marginados de la sociedad fueron quienes se aferraron y se negaron a vivir sin rock (la banda), al decir la banda no me refiero a una banda criminal. 

A pesar de la tremenda adversidad en contra del rock en español en medio de la prohibición tuve la idea de convertirme en productor del disco “Three Souls in my Mind” en el año ’69 dos años antes del festival de Avándaro. 

Avándaro:

Para 1971 la gente del D.F. llevaba ya 6 años sin poder escuchar un concierto de rock. Cuando el profesor Hank González, en ese tiempo gobernador del Edo. de México permite al r&r el hacer su magno concierto de rock con 12 de las mejores bandas de ese momento, la noticia causó una gran emoción. Excelente idea la de ir al edo. De México al r&r. Así es como se da, se crea literalmente este éxodo de fanáticos del rock en español.

La verdadera historía detrás del mito acerca del festival de Avándaro es que se convirtió en una “utopía” en un “nirvana social”; el principal punto del este r&r es que predicaba la paz y el amor. Quienes tuvimos la fortuna de estar ahí pudimos conocer la grandeza de la hermandad humana.

Los más güeros y los mas prietos, los más ricos y los mas pobres, los de las lomas y los de la portales, las chavas mas hermosas y las no tan guapas, los que fumaban mota y los que no. El sentido común nos decía: “mientras no agarres mala onda, es un concierto al aire libre”, “amor y paz” fue la consigna (mucho más que simple tolerancia).
El maestro Carlos Monsiváis, que en paz descanse, años más tarde vino a una tocada de aniversario de Avándaro y nos dirigió unas palabras a los músicos supervivientes del festival y dijo: “Han pasado décadas ya desde el festival de Avándaro y ustedes no se han convertido en los degenerados y narco-satánicos que profetizó el gobierno. Ahora son padres de familia con hijos y responsabilidades y nunca abandonaron su r&r, calificó al concierto de Avándaro como una “utopía”

Según mi diccionario: Utopía: “la república imaginaria”, plan, proyecto, doctrina o sistema algueño pero irrealizable.

Los que tuvieron la iniciativa del festival de Avándaro son: el empresario Eduardo López Negrete, dueño del predio. Socios: Roberto Trouyet, Justino Compean, Celso Maya, Luis de Llano con Televisa, entre otros.

Dirigiendo cámaras y video: Carlos Alasraky con Bo Borange, Fernando G. Medios: Ella Laboriel. Contratación de talento: Armando Molina. Invitados en “back stage”: Jaime Almeida, Waldo Tena, Nadín Markova, Alfredo Díaz Ordaz (rockanrolero de hueso colorado). Grupo triunfador: Three Souls in my Mind. Que desde entonces la misma banda lo llamó “El Tri”. 

Por el amarillismo de la prensa, este festival se satanizó al máximo al igual que todos los rockeros que estuvimos ahí. Estos “periodistas” no pudieron tomar en cuenta el hecho de que el rock llevaba años de prohibición y en Avándaro tenía, tal vez, otra oportunidad.

Fue muy fácil que la prensa se pasara al lado obscuro con el gobierno para narco-satanizarnos mas y hacer leña del árbol caído. 

Después de Avándaro el rock quedó totalmente desprestigiado. Solo sobrevivió el rock clandestino y subterráneo de ‘la banda’ que se negó a vivir sin r&r, como mencioné anteriormente.

Los “periodistas” solo se dedicaron a fotografiar a los que fumaban mota para desprestigiar a todos. Nunca hubo un reporte periodístico verdadero que registrara ej. La calidad de la música, el tipo de actuación y “performance” o que clase de r&r (a muchos de estos “periodistas” ni les gustaba el rock).

Ya nos está haciendo falta juntarnos para otro mega-concierto de rock como el festival de Avándaro.

¡¡Que viva el rock and roll!!

Lalo Toral
La historia del rock, testigo y parte.